Para mi madre

Hoy cumple años mi madre,
a la que todo le debo:
las noches y los días,
causante de mi primer llanto
causante de mi primera alegría.

Hoy cumple años;
por primera vez en nuestras vidas,
tendrá el doble de edad de la mía,
y la sigo viendo tan noble como el primer día;
sombra de mi agobio,
aliento de mis sueños,
cobijo de mi frío,
voz de mi vida.

Nunca la he visto cansada estando cansada,
ni desfallecer en la caída,
no la he visto doblar en la tempestad,
ni dudar ante el ominoso destino
cruel y desesperado.

En un tiempo fue la espada que abrió nuestro camino,
hoy mi madre es de mármol,
y es de seda,
es de carne,
es mas bella.

Tiene tres hijos,
que hacen lo que pueden,
los tres la buscan pidiendo consuelo,
y ella se deshace y nos hace.
Es nuestra mujer de mármol,
la que amamos tanto,
la que paciente nos espera,
la que sabe lo que dice,
la que siempre nos observa.

No habrá mujer mas hermosa,
ni palabras mas tiernas
ni regaños mas certeros,
ni mirada mas serena.

Hoy cumple años el todo para nosotros,
y la sigo viendo sonreír,
como hace en cada amanecer,
como hace en cada atardecer,
cuando guarda silencio,
y pasa otro día.

Es de seda,
es de mármol,
es mi madre.